Contáctanos

Oaxaca Capital

Eviel Pérez Magaña el fiel de la balanza

Destacado

Eviel Pérez Magaña el fiel de la balanza

La campaña del candidato de la coalición Todos por México, José Antonio Meade Kuribreña se encuentra en un momento sumamente complejo, el tiempo corre y no logra conectar del todo en el ánimo de la base priista, falta más calor y color en su campaña a ello sumemos los análisis derivados de su participación durante el primer debate, se quedó corto y no pudo capitalizar con claridad el voto útil de los indecisos y los decepcionados de los otros candidatos y partidos políticos.

Fernando Tavares. La campaña del candidato de la coalición Todos por México, José Antonio Meade Kuribreña se encuentra en un momento sumamente complejo, el tiempo corre y no logra conectar del todo en el ánimo de la base priista, falta más calor y color en su campaña a ello sumemos los análisis derivados de su participación durante el primer debate, se quedó corto y no pudo capitalizar con claridad el voto útil de los indecisos y los decepcionados de los otros candidatos y partidos políticos.

En esta etapa de la campaña el equipo de campaña de José Antonio Meade sabe ya con claridad los posibles escenarios futuros que pueden llegar a darse, la pregunta importante es: ¿Tiene posibilidades reales de ganar el candidato José Antonio Meade?

La base votante efectiva de JAMK se compone principalmente del voto duro del PRI, de las personas que se identifican con él y que lo seguirán haciendo durante la campaña y que con seguridad votaran por él en este contexto también podemos contar  a los miles de burócratas y funcionarios públicos cobijados por la actual administración y que buscan continuidad dentro del sistema y estos sumados a sus familiares pueden alcanzar una cifra importante contabilizada en millones de votos útiles y discretos, en su última participación en el Tec de Monterrey el candidato hablo con firmeza al decir que muchos jóvenes estudiantes cuentan con un familiar que es servidor público, haciendo alusión a sus padres y recalco: “ustedes saben que son buenos servidores públicos”, así se busca retener este voto de lealtad, apelando a la cercanía de quienes están al servicio del gobierno federal, sin olvidar a los burócratas jubilados que aun tienen empatía con el actual sistema y que temen que un cambio de gobernante ponga en riesgo su estabilidad económica, el último elemento son los operadores políticos de los diferentes partidos políticos que lo postulan y la movilización de millones de votos a su favor el día 1 de julio o los que están comisionados para inhibirlo entre los votantes no afines a través de cualquier medio.

El escenario muestra a un José Antonio Meade acotado, con el tiempo encima y que se queda sin opciones, sin embargo se le debe de reconocer su capacidad y experiencia lo cual le ha permitido estar hoy en la boleta, un movimiento realizado en el gabinete presidencial a sugerencia del propio Meade y esto anticipando el escenario en el que se encuentra actualmente el candidato ciudadano del tricolor, pocos han notado la ambición del mismo y los frutos que ya viene rindiendo, desde hace meses inició un plan que está generando inercias y obteniendo resultados positivos estas son invisibles en las encuestas y la efectividad del mismo solo se sabrá hasta el día de la elección.

En segunda instancia se ha dado el reacomodo de diferentes actores políticos en posiciones estratégicas a nivel central y en las delegaciones federales principalmente en la Sedesol.  Desde esta Secretaría se ha venido trabajando una suerte de estrategia que ha tocado fibras muy sensibles, aunque su titular Eviel Pérez Magaña pasa desapercibido, el Presidente de la República fue claro al otorgarle el puesto “tenemos que ganar las elecciones”, y tal parece que lo está haciendo al pie de la letra y en tierra que es donde se gana la contienda.

En recientes fechas se manifestaron diversas organizaciones sociales en la SEDESOL no sólo en Oaxaca sino a nivel federal, el mensaje giró en supuestas inconformidades, pero en realidad querían ver cómo operarían en estas elecciones y cuáles serían sus ganancias y fue así que desde hace meses el Oaxaqueño oriundo de la cuenca ha venido tejiendo una serie de acuerdos a favor del candidato residencial sentándose con los líderes de las organizaciones sociales que supuestamente se identifican con la “izquierda”. La justificación es simple, todos los grupos radicales y las organizaciones que se manifiestan a diario principalmente en el sureste del país tienen un temor en común, que a la llegada del tabasqueño Andrés Manuel López Obrador el flujo de efectivo que reciben y todas las obras que se adjudican se termine derivado de sus supuestos planes de austeridad y combate a la corrupción ¿y por qué no le creen?, ninguno quiere repetir la historia. Oaxaca es el más claro ejemplo de que el supuesto cambio no funciona, todos recuerdan la gran expectativa que genero la llegada de Gabino Cué Monteagudo, la mayoría de organizaciones sociales le respaldo y bajo el cobijo del mismo AMLO y de la bandera del cambio, el gusto no duro mucho pues rápidamente estas organizaciones se dieron cuenta de que fueron relegadas y de que el recurso fluyó solo para unos cuantos y al final de cuentas el dicho fue cierto, “estaban mejor cuando estaban peor”, otros tantos ya han conocido al tabasqueño en el camino y saben que su proyecto ni es viable ni es creíble, bajo esta premisa un grupo de operadores han iniciado estos trabajos de agrupar y garantizar la continuidad del actual gobierno priista, en el contexto de la gobernabilidad y la paz social que se puede mantener y al parecer es lo que más conviene a los grupos de presión y de choque que hoy alzan la bandera obradorista pero que están en total disposición de permitir la continuidad del sistema, si el actual Secretario de Desarrollo Social logra su cometido, el tabasqueño llegaría desinflado en lo que ha sido su bastión los últimos 12 años, el sureste del país y es precisamente esa la razón de que Eviel tenga carta abierta para hablar y concertar con la mayor cantidad de liderazgos, le han destinado una importante cantidad de recursos para dejar a José Antonio Meade en franca posibilidad de competir y alzarse con el triunfo pues históricamente el PAN no ha logrado nada y el PRD se desfondo desde hace tiempo, pronto se sabrá si el cuenqueño opero con eficacia en el encargo.

EL APROVECHADO

“Estoy Listo”, así es como pregona Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva ahora que anda en campaña y sí, está listo, pero para seguir saqueando los recursos del erario público. Resulta que muy listo salió el ex director de Liconsa y ahora candidato al Senado de la República, pues se cuelga el milagrito del trabajo que realizó el Gobierno de la República en conjunto con varios sectores en la paraestatal.

Héctor Pablo presume como si hubiese hecho un favor al Presidente Peña Nieto, al ser funcionario de su gobierno, pues en cada población que visita no deja de hablar de la leche y de todos sus supuestos logros, de lo único que no habla es del robo millonario que hizo durante su gestión al frente de esta dependencia.

Al interior de la paraestatal ha iniciado una revisión exhaustiva de sus cuentas ya que al parecer el oneroso gasto en publicidad que marcó su administración obedeció a pagos anticipados a medios nacionales y estatales mismos que se le regresarían en publicidad cuando resultara candidato, es por ello que hoy vemos la amplia cobertura que recibe a diario de medios de comunicación, los está aprovechando al máximo sin embargo aun sumando todos los medios y la estructura que tenía en Liconsa y que ahora utiliza para su campaña se ve complicado y lejano ya un eventual triunfo, tuvo un repunte al inicio pero ahora ya se empieza a quedar y su coordinadora Carolina Aparicio quien aún tiene a su hija trabajando en LICONSA (Claudia Galguera Aparicio), a diario reúne a su estructura, teme las traiciones pues algunos han regresado ya con Raúl Bolaños Cacho y otros hacen movimientos nerviosos, para muestra el último mensaje que le dejo vía twitter el secretario particular de Héctor Pablo, “Sergio”, al Secretario Eviel Pérez Magaña, diciéndole que tenían temas pendientes y que le había dejado (sic) documentación a un tal Oscar y Nicolás pero que si era necesario le llevaba la documentación a otro lugar o que insistiría por otros medios, poco duro el mensaje que de inmediato fue borrado por el auxiliar del candidato al senado, lo que evidencia lo diminutos que son en este momento.

Ahora que el Órgano Interno de Control y la Secretaría de la Función Pública revisan con lupa estas y otras irregularidades de Héctor Pablo, bien haría el Secretario de Desarrollo Social en desmarcarse del hoy candidato al senado en Oaxaca Por México al Frente pues se ha convertido ya en una manzana podrida de la política oaxaqueña.

Más de Destacado

Ir Arriba